miércoles, 13 de octubre de 2010

A desempatar los partidos de fútbol

Los estadounidenses son fundamentalistas con respecto a los deportes: uno gana, el resto pierde. "Es como besar [en la boca] a tu hermana", dicen desde hace más de medio siglo. Los europeos históricamente han permitido empates en deportes de pelota, porque consideran que si dos equipos son igualmente buenos, sería injusto que uno debiera ser declarado mejor que el otro. Esto tiene como excepción los torneos de corta duración, donde tarde o temprano uno debe quedar eliminado y el otro pasar de ronda o alzarse con la copa.

En el básquetbol y el golf es muy fácil prevenir empates, porque los participantes puntúan constantemente. En el fútbol es dificilísimo, porque los goles son muy poco frecuentes. Los alargues de 30 minutos de la Copa Mundial y muchos otros torneos se hacen eternos, y pocas veces sirven para definir un partido. Y es muy poco atractivo elegir el ganador de un partido de un deporte de equipo que dura 90 ó 120 minutos usando un jugador pateando penales a un arquero.

Por eso propongo hacer exactamente al revés: comenzar cada partido con una tanda de penales. Si al terminar los 90 minutos el partido está en igualdad de goles, gana el equipo que ganó la tanda de penales. Es una forma entretenida de iniciar el juego, y aumenta las chances de que cada hinchada tenga algo que festejar. Además, cuando el partido va empatado, al equipo que perdió la tanda de penales le basta con convertir un gol para ganar. Y si el equipo que ganó la tanda de penales pierde por un gol, le basta con convertir un gol para revertir el resultado. Que el resultado del partido pueda cambiar tan fácilmente haría al fútbol mucho más atractivo que ahora.

En el caso de fases eliminatorias a dos partidos, como la Liga de Campeones de la UEFA y la Copa Libertadores, se ejecutarían cinco penales por bando en el primer partido y otros tantos en el segundo, y se usaría el saldo de goles como criterio principal y el resultado de la tanda de penales como criterio secundario.

En un campeonato de liga, podría otorgarse cero puntos al equipo que pierda por goles, uno al que empate y pierda por penales, tres al que empate y gane por penales, y cuatro al que gane por goles. Eso daría argumentos al equipo que ganó la tanda de penales a hacer más goles, y al equipo que perdió la tanda de penales a evitar que eso ocurra.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada